Cueva de los Verdes / Imagen cedida por los Centros de Arte, Cultura y Turismo de Lanzarote

10 datos curiosos sobre Lanzarote

10 datos curiosos sobre Lanzarote 1024 683 manrique100
  • Por M.J. Tabar

1/El Laboratorio de Geodinámica es uno de los tres lugares del mundo donde mejor se escucha la respiración de la Tierra

Se creó en 1986 y tiene tres módulos de observación permanente en la Cueva de los Verdes, Jameos del Agua y el Parque Nacional de Timanfaya. En sus instalaciones se mide la gravedad, la sismicidad, las mareas terrestres, la inclinación del eje del planeta, la deformación de la corteza terrestre, la temperatura del agua y de la tierra y un largo etcétera de parámetros relacionados con la geodesia y la investigación volcanológica.

Sus mediciones son fundamentales para los proyectos de investigación que se desarrollan en centros de investigación y universidades de diversas partes del mundo (del Instituto de Geociencias pasando por el Real Observatorio de Bélgica o la Facultad de Geología de Wuhan en China).

2/El Túnel de la Atlántida es el tubo lávico inundado más largo del mundo (1.418 metros de recorrido)

Hace 22.000 años, entró en erupción el Volcán de la Corona. La lava fluyó hacia el este y llegó 1.600 metros más allá de donde hoy termina la costa noroeste de Lanzarote, creando un túnel subterráneo con un ecosistema muy singular.

El túnel es un laboratorio biológico excepcional para el estudio de la evolución de la vida. En 2011, seis universidades participaron en un trabajo de campo para estudiar la fauna microscópica (gusanos, crustáceos y anélidos con unos métodos de colonización, supervivencia y adaptación fascinantes). De aquel estudio surgieron 500 nuevas citas para Canarias.

3/Las salinas del Río: las más antiguas de Canarias

Al pie del macizo de Famara se extienden las salinas de Gusa o del Río: más de 100.000 m2 que crían sal desde el siglo XVI. Las salinas (en proceso de restauración) se ven desde el Mirador del Río, ubicadas en un saladar que se anegaba de agua marina con las mareas vivas.

Hasta 1940, Lanzarote llegó a tener 27 salinas. La mayoría dejó de funcionar con el crecimiento turístico de la isla. 

4/El mejor festival de música de mediano formato de España  

Se llama Arrecife en Vivo y surgió con mucha modestia hace siete años, para rescatar el casco histórico de la capital lanzaroteña de la parálisis y la crisis económica. Entre sus virtudes está haber sabido utilizar la calle y la marina arrecifeña como escenario para la música en directo y diseñar anualmente un cartel con bandas que tienen una cosa en común: un directo festivo, interactivo y muy divertido que consigue congregar a gente muy diversa.

En 2019, los Iberian Festival Awards (un certamen impulsado por la industria musical portuguesa y española) lo eligieron Mejor Festival de España de Mediano Formato por delante de Ebrovision o BBK Legends. La isla cuenta además con Sonidos Líquidos, “una experiencia musical gastronómica” que permite escuchar a Vetusta Morla rodeados de volcanes y con gastronomía canaria en la mano, y Jameos Music Festival, un referente en la música de baile internacional.

5/La mejor ola de Europa se llama El Quemao

Caprichosa, difícil de coger, peligrosa, una joya, la Pipeline europea… Las revistas de surf no encuentran más sinónimos para definir una de las olas más espectaculares de Europa. Rompe cuando quiere en la costa norte de Lanzarote, frente al muelle del pequeño pueblo marinero de La Santa.

El Quemao “escupe tubos en ambas direcciones con perfección”, dice Radical Surf. A finales de año, tres meses arriba, tres meses abajo, se celebra el Quemao Class, una competición internacional de surf, que trae a Lanzarote a la elite del surf mundial. Prevenidos, surfistas y organización esperan a que el mar y el viento decidan formar la ola del Quemao.

6/Un auditorio subterráneo para el arte

¿Escuchar un concierto en el interior de una gruta volcánica? Sí. El auditorio de Jameos del Agua, inaugurado en 1977, tiene una acústica excepcional  y un aforo aproximado de 600 personas. Ha acogido conciertos del Festival de Música Visual de Lanzarote, como el del pianista Kristjan Randalu, proyecciones de películas del Festival Internacional de Cine de Lanzarote, montajes de la Compañía Nacional de Danza, recitales de Alfredo Kraus o espectáculos de danza como el que protagonizará el bailaor y coreógrafo flamenco Israel Galván el 20 de abril de 2019.

Jameos del Agua / Imagen cedida por los Centros de Arte, Cultura y Turismo de Lanzarote

7/La Geria: el vino del volcán 

En 1730, la erupción de Timanfaya cubrió las vegas más fértiles de la isla, anegando casas, corrales y hectáreas de cultivos. La súbita manifestación de vida del volcán arruinó la cosecha y la vida de muchos lanzaroteños.

Años después gracias a la observación y a un ingenio aguzado por la supervivencia, el campesino se dio cuenta de que bajo la ceniza del volcán, la humedad se conservaba y alimentaba la vida vegetal. Así se volvieron a cultivar frutales y hoy Lanzarote produce vinos crecidos con el sabor mineral de la tierra.

8/La papa cría, la trufa del desierto

Este hongo ya lo comían los primeros pobladores de la isla. Asociado a las raíces del turmero (Helianthemum canariensis), que crece en terreno áridos y en zonas arenosas costeras, en Lanzarote se conoce popularmente como ‘papa cría’ y tiene un gran parecido con las papas.

“La planta recibe del hongo nutrientes minerales y agua. El hongo recibe de la planta hidratos de carbono y vitaminas”, explica la revista Pellagofio. Tradicionalmente ha sido muy bien recolectada por los pastores, los mejores conocedores de la naturaleza y los que antes adivinaban el significado de las grietas en la tierra.

9/El 42% de la superficie de Lanzarote es territorio protegido 

Un Parque Nacional, el de Timanfaya, protegido en 1974. Dos Parques Naturales, el de los Volcanes y el del Archipiélago Chinijo (La Graciosa, Montaña Clara, Alegranza, Roque del Este y Roque del Oeste). La Reserva Natural Integral de los Islotes, Monumentos naturales, paisajes protegidos por su valor geológico o etnográfico… La legislación protege estas zonas de la urbanización o de determinados usos.

Parque de Timanfaya / Imagen cedida por los Centros de Arte, Cultura y Turismo de Lanzarote

10/Spot privilegiado para el observador de aves

En sus viajes de ida y vuelta entre Europa y África, muchas aves encuentran en Lanzarote un sitio donde parar y descansar.  Cuervos y guinchos en Famara, la espectacular avutarda hubara en el jable (arena de origen orgánico, formado por conchas marinas trituradas), el chorlitejo patinegro o la gaviota patiamarilla en los pedregales salpicados de charcos de mar, el halcón tagarote o el petrel de Bulwer entre los volcanes de Lanzarote… La isla cuenta con muchas empresas de turismo de naturaleza que organizan visitas guiadas para disfrutar de la observación ornitológica.

*Imagen de portada: Cueva de los Verdes. Cedida por los Centros de Arte, Cultura y Turismo de Lanzarote